About David

This author has not yet filled in any details.
So far David has created 6 blog entries.

Análisis breve y sincero del manga “The Kyokushin way”

Análisis breve y sincero del manga “The Kyokushin way”

Pim pam pum, Manga devorado en un santiamén. ¿Merece la pena haber invertido casi 25€ por tan poco tiempo? Sin duda, me explico.

Como sabréis me rompí la muñeca hace dos semanas (foto más vista de lejos en Facebook, sois unos morbosos) lo cual ha influido en mi velocidad de lectura. Si bien he seguido entrenando no le he dedicado tanto tiempo a la práctica del Kyokushin pero sí a la teoría. Así que teniendo libros más sesudos que leer he procrastinado y leído primero lo más entretenido.

Este primer volumen se centra en presentarnos al protagonista, Akira Yamamoto, y mostrarnos sus comienzos en nuestro arte marcial. Akira es un joven con el cual nos podemos identificar muy fácilmente. Tanto a los más neófitos como a los puretillas ya que nos recuerda nuestras propias experiencias al iniciar el “Do”. Sin duda tiene una gran valor pedagógico debido a que la trama principal es precisamente el paso de grados y la filosofía, sabiduría Kyokushin. De esta manera mientras vas leyendo aprendes o recuerdas de manera amena el paso de grados y los conceptos básicos (atar cinturón, comportamiento en el Dojo etc). Como recordareis en mi anterior análisis sobre AppKanku, que particularmente me gusto, le faltaba un paso de grados.

Creo que no me tengo que extender al decir que este formato es ideal para atraer a los más noveles. Y si atrae a este público es algo indudablemente bueno. Ya he visto a mi hijo, que está lejos todavía muy lejos de empezar a leer, ojear y por desgracia intentar arrugar el manga. En este sentido no diré nada más porque ya no soy joven pero cuando lo era me hubiese encantado tener un cómic sobre Kyokushin. De lo que sí estoy calificado para hablar por mi edad es de los constantes guiños que nos hacen a los más veteranos. Akira soñando a que juega a Street Fighter II siendo Ryu, que bueno joder, ups, perdón. El momento bullying y el consecuente campeonato de Karate es Karatekid clavado. Me reí mucho la verdad.

Concluyendo, «The kyokushin way», juega a dos bandas, para adultos y para jóvenes. Además todo está finamente condimentado con toques de humor y una trama amorosa con una linda karateka. La historia es buena y gráficamente un deleite. Entonces, ¿Cúal es el reto al que se enfrenta este manga? Vender el número 2 de la serie de un mínimo 10 mangas. El primero es la gracia de la compra, de ponerlo en tu estantería…¿Pero si no eres un amante de los mangas realmente vas a seguir la colección? Depende de cada uno. Yo lo haré por dos motivos. Uno, por mi hijo, no querría decirle que haga Kyokushin pero esto podrá ser un buen cebo 😉 y dos para contribuir a la causa. Sí, creo que hay que ayudar económicamente al kyokushin y más si son emprendimientos de riesgo como este manga o la AppKanku, se debe premiar la valentía. Otra cosa es que tuviese un Dojo, en este caso no lo dudaría, me abonaba ya para comprar toda la colección. ¿Os imagináis de chavales antes de vuestra primera clase, mientras esperas con tu madre, ver la colección de manga de tu próximo Senseï? Mola y punto.

P.D: si queréis leer un buen análisis sobre este manga os aconsejo leer este de Solo Kyokushin.

P.D bis: está únicamente en inglés por ahora pero la traducción al Español está en marcha (bien) yo lo he comprado en inglés porque me gusta siempre que puedo todo en V.O. Si no domináis bien el idioma de Shakespeare pasaros por mi Facebook damos clases de inglés para karatekas, gratis. 

Invítame a un café

Análisis breve y sincero del manga “The Kyokushin way”2019-05-02T22:06:40+01:00

Análisis breve y sincero de la aplicación AppKanku

Análisis breve y sincero de la aplicación AppKanku

Introducción Te la puedes saltar, sin problemas

Hará cuatro o cinco meses que vi brotar en las redes sociales, (Facebook y sobretodo Instagram) fotos, citas y comentarios a publicaciones bajo el nombre de AppKanku. Tal enfermo, adicto a cualquier información relacionada con el Karate Kyokushin me puse a investigar. Averigüe, por si no lo sabéis ya, que AppKanku es una aplicación para nosotros, increíble, empezamos a ser visibles. Entre esta App y el manga que acaba de salir me estoy emocionando. Sigamos que me lío. Se define a sí misma como: Libro interactivo de Kyokushin”. Os dejo el enlace a su página web. Donde describen correctamente todo lo que nos vamos a encontrar después de descargarla. La página está en Inglés pero la aplicación sí que está disponible en Español y muy bien traducida además, chapeau.

https://appkanku.com/

La aplicación se divide en cuatro cuadros o partes. Los dos primeros son gratuitos y los dos últimos de pago, incluidos en la versión Pro.

La parte gratuita  También puedes saltarla, si ya has descargado la app

-Kyokushin: Arte marcial

Donde encontramos información genérica aunque interesante relativa al karate Kyokushinkai y a Mas Oyama. Un poco como si estuviésemos consultando mi querida Wikipedia. Nada especial pero agradable como lectura y con ilustraciones muy conseguidas. Es como leer una historia en un comic. Me gustó mucho. 

-Reigi: Reglas de comportamiento

Al igual que en apartado anterior con descargar la aplicación ya se puede acceder al contenido. La información se muestra de manera enciclopédica. Los distintos apartados se centran en conocimiento mayormente complementario para nuestro arte marcial. Qué es un taiko, kanji o keikogi? Son solo unos ejemplos. Serán preguntas respondidas en este cuadro. No hay ningún dato esencial para un practicante de kyokushin pero como anteriormente el contenido está muy bien presentado y de muy amena lectura.

Como mini-conclusión de estos dos primeros cuadros puedo decir que  aparte de elegantemente mostrado, es el conocimiento mínimo que debe tener un karateka de grado medio alto. AppKanku consigue que tengas esta información básica pero primordial siempre en tu bolsillo.

La parte Pro, de pago  Si está parte no la lees tampoco, yo ya no sé

-Kihon: Técnica básica

Empiezo mostrando mi sorpresa ya que me esperaba ver las técnicas utilizadas en cada Kyu pero no es así. Lo que nos encontramos es la descripción escrita y la visualización en ilustraciones de las “posiciones y posturas” (tachikata). También de manera muy visual se muestra las distintas partes del cuerpo que puede utilizar un practicante de karate. Hay un pequeño apartado “Kokyu Ho” donde se explican las técnicas de respiración: Nogare, Ibuki etc. Lo que me ha parecido muy original a la vez que no especialmente útil es la sección llamada “Kaibogaku” (Anatomía humana). En ella, tal como en las aplicaciones para los estudiantes en medicina, se ve el interior del cuerpo humano por capas. Músculos, órganos, red neuronal y esqueleto. Muy bien hecho y hasta divertido pero: ¿Es realmente necesario?

-Kata: Ejercicios complejos

Poco que comentar aquí. Nos encontramos con TODOS los kata de Kyokushinkai desglosados paso a paso y movimiento a movimiento. Muy riguroso y técnicamente casi perfecto. Si dentro del Dojo estuviese permitido usar el teléfono móvil seguro que más de una vez lo sacaría para asegurarme de un paso, de una técnica…Pero para mi no sirve de la misma manera que un video. No puedes fácilmente aprenderte un kata únicamente con ilustraciones. Eso sí, si ya te lo sabes, para revisar es estupendo.

Lo mejorable

-Falta un paso de grados. Ya sé que cada organización tiene un paso de grados algo distinto pero creo que se puede llegar a un consenso y tener un compendio que nos satisfaga a la gran mayoría de practicantes.

Algo que vemos en todos los dojos unos días o semanas antes de los exámenes: alumnos revisando fotocopias arrugadas, anticuadas en blanco y negro. Es una imagen que tiene que desaparecer. Soy de otra generación a la actual y me sigue emocionando el olor de los libros viejos pero el kyokushin debe entrar ya en el Siglo XXI.

-Un listado de todas las técnicas y cómo se deben realizar. Una versión mejorada de Smartdojo que ya se quedo desfasado por la tecnología.

-Un efecto de transición que de una sensación de movimiento en los kata.

Conclusión Hombre, si te lees algo, que sean estas líneas.

En cualquier caso me parece muy loable y una idea muy buena. Esta muy bien hecha, con un diseño que al principio no me convencía pero que cada vez me gusta más. Ahora simplemente, me encanta. El color naranja rojizo le sienta muy bien.

“Libro interactivo de Kyokushin” es como se vende al usuario y así es: un libro sobre kyokushin en tu bolsillo, para siempre. no está nada mal.

Además, después de ponerme en contacto con Sven Oyamansson me afirmó que está solamente es la versión 1.0.9 así que podemos esperar mejoras. Me aseguro que en este momento están esperando feedbacks para seguir desarrollando la aplicación. Por cierto, también me dijo, que los desarrolladores son practicantes de Kyokushin. Es un plus y se nota en el mimo que le han dedicado a su trabajo.

Particularmente, aunque no quiera influir en vuestra decisión, me gusta seguir desde el principio en un proyecto como este y observar cómo evoluciona.

Por 9,99€ tener para siempre, en tu bolsillo, un libro de kyokushin con un montón de información interesante, para mí merece la pena. He llegado a pagar lo mismo por un bocata y una cerveza, me duro menos.

enlace en Google Play

enlace en App Store

P.D: no cobro un € por el análisis, casi nadie lee este blog 😉 eso sí me enviaron código para testear la versión Pro. Gracias Sven!

Análisis breve y sincero de la aplicación AppKanku2019-04-06T09:00:48+01:00

La bola de cañón rusa.

La bola de cañón rusa.

Es el nombre cariñoso que le pongo a mi herramienta de tortura favorita. Para los pocos mortales que no saben aún de lo que estoy hablando, adjunto un enlace explicativo en mi querida wikipedia.

Como budokas la importancia de nuestra condición física es primordial. De hecho es el factor determinante del desenlace de muchos kumites, tanto a nivel competitivo como aficionado. Evidentemente la técnica y la experiencia son también factores esenciales pero puedo afirmar que he ganado más de un combate siendo inferior en estos dos factores. Al revés pocas veces. Sí, es verdad, me puede la «patá y la puñá” como decimos en nuestro dojo a la que a uno se emociona con golpear y se olvida de la técnica.

Dentro de mi abanico particular de herramientas deportivas la pesa rusa es la segunda más importante, después de la barra de dominadas, pero mi preferida, por divertida y permitirme un entrenamiento completo.

Nos conocimos el 16 de Abril del 2016, lo recuerdo perfectamente. De oídas nada más pero me quede con su nombre: guirya o kettlebell, últimamente, como recalcó el Senseï Dmitry Saveliev. Nos explicaba la importancia del entrenamiento para sus competidores de kyokushin y de como los preparaba en San Petersburgo. Lo explicaba tranquilamente, relajadamente, mientras llevábamos temblando cinco minutos en posición de plancha. De los consejos que dió, me acuerdo solo de dos. El primero, correr, en subida, treinta minutos de running escalando la colina más cercana que tuviésemos. Comentó que con este entrenamiento se mejoraba la fuerza en las piernas y se trabajaba el sistema aeróbico al mismo tiempo. El segundo consejo, la bola de cañón. Llevo casi tres años entrenando con ella. Menos de 50 €, de las mejores inversiones que he hecho. Gracias Senseï.

Lógicamente después de tenerla en casa me puse a buscar un programa para seguir, visualizar videos para ver los movimientos…Y por deformación profesional a investigar sobre su historia.

Más tarde comprobé que su uso es común en Estados Unidos donde las popularizó Pavel Tsatsouline, antiguo entrenador de las fuerzas especiales rusas. Después se pusieron muy de moda gracias al Crossfit y en consecuencia en los entrenamientos de MMA. Muy interesante pero de lo más común, hasta que me encontré con esto. Investigando encontré esta entrada de Karate by Jesse donde aparecía el video anterior. Si entendéis el Inglés os aconsejo su lectura. Así que en los orígenes del Karate, en Okinawa ya utilizaban algo parecido a mi querida bola de cañón, interesante y motivador. Fue en ese momento en el que me acabé de enamorar.

Aquí un video donde se enseña como usar las Ishi Sashi de manera tradicional. También os dejo este video (en francés pero muy visual) de ejercicios para mejorar directamente nuestro desempeño en kumite.

Para finalizar esta pequeña entrada del blog, comparto estos dos enlaces de mis entrenos favoritos para cuando tengo poco tiempo. Video y video. Cortos pero lo suficiente intensos para irte a la ducha con un sonrisa.

P.D: Curiosidades que me encantan. Valentin Dikul, famoso forzudo ruso 1985 y mi ejercicio favorito con una guirya.

La bola de cañón rusa.2019-03-30T09:45:15+01:00

El reencuentro.

El reencuentro:

Los siguientes 18 años de mi vida no tienen demasiada importancia, en relación con el karate. Universidad, fiestas, trabajo, enamorarse, vivir en pareja, criar barriga y darse cuenta que hace 18 años que falta algo, que hechas de menos hacer deporte, que echas de menos el Karate Kyokushin. Y no voy a describir de lo que hablo porque eso también lo conocéis, lo sentís.

Casi dos décadas… Cuando te vuelves a poner el cinturón blanco: sonríes. Cuando vuelves a pisar el tatami: sonríes. Cuando eres el que está en peor estado físico del Dojo: sonríes. Después de tu primer Kata, después de tu primer Kumite: sonríes. En la ducha: sonríes. De vuelta a casa, de camino: lloras desconsoladamente. Te preguntas: ¿Por qué ha pasado tanto tiempo, por qué lo deje?

Tuve la suerte de encontrar a mi segundo Senseï. Esta vez yo era de la misma edad que él y eso da una perspectiva muy diferente. Hay momentos en los que piensas: ¿Si no lo hubiese dejado, tendría un nivel parecido? ¿Un fortaleza física y mental parecida? ¿Las mismos lingotes de color oro en mi cinturón? Pero es lo de menos. La pasión es lo que cuenta. Mi segundo Senseï me devolvió la pasión.

Y gracias a la pasión, me devolvió un cuerpo saludable. “Mens sana in corpore sano”. Una mente saludable. Divertirme sencillamente y sanamente. También me devolvió un objetivo. El objetivo de ser mejor persona en todos los sentidos. Me devolvió el espíritu de perseverancia “Osu No Seishin”. Las ganas de esforzarme, las ganas de superarme. En definitiva me devolvió la sonrisa.

Seis años mejorando con mi segundo Senseï hasta llegar a segundo Kyu. La antesala al preciado cinturón negro. Buenos recuerdos, buenos amigos.

Pero el sino me alcanzó de nuevo. Nueva mudanza, nueva vida. Volvía a la cuidad que me vio partir casi 40 años atrás.

Nuevo maestro, nueva etapa. Me adelanto pero una de la primeras enseñanzas de mi nuevo maestro fue decirme que en la filosofía oriental, al contrario que la occidental, los trenes de la vida vuelven a pasar y que uno, si está atento, se puede volver a subir al tren que dejó pasar.

Gracias Senseï por ayudarme a seguir de nuevo el DO.

P.D: artículos sobre el Ensō, circulo en Japonés.

El reencuentro.2019-03-25T07:37:39+01:00

Recuerdos

Dentro de seis meses, con solo 42 años, me examinaré para Shodan.

Comparto esta historia porque es recurrente. La he escuchado muchas veces durante la típica conversación después de un buen entreno de Kyokushinkai. Os cuento la mía, mi versión, pero estoy seguro que más de uno se sentirá identificado.

Pre-adolescente, recién mudado a una nueva cuidad, en un nuevo colegio, tímido, bajito, introvertido y claro, inseguro. La vida no me sonreía precisamente, malas notas, muy flojo en los deportes y no me codeaba precisamente con los populares del colegio

Hasta que un afortunado día mi cuñado me comenta inocentemente que cuando era joven practicaba Karate y que le fue muy bien, que cuando él tenía mi edad era muy parecido a mí. Se puso fuerte, hacía combates como en la tele y corrían cantando en grupo por las calles…Yo escuchaba sus historias hipnotizado y sonreía mientras lo escuchaba pero mi día a día seguía siendo deprimente.

Algún tiempo más tarde, después de buscarme al colegio, me dijo que cerca de casa había un gimnasio donde impartían clases de Karate. ¿Qué por qué no íbamos una día, solo a mirar? Ya sabéis lo que vi, lo seguís viendo, así que no lo comentaré.

Mi vida dio un vuelco. Primero fue a nivel físico, me convertí en uno de los mejores en deporte. Después mis notas, sin saber el motivo mejoraron mucho. Finalmente, al cabo de un año solamente, era un aborrescente normal, adolescente perdón. Todo lo seguro que uno puede ser con esa edad y con buenos amigos, por fin integrado, feliz.

Me acuerdo con nostalgia de ese “Dojo”, gimnasio Ateneo se llamaba. No era un Dojo sino como su nombre indica un gimnasio en el cual se aprovechaba la sala de parquet para dar clase de Kyokushin a última hora cuando ya no se daban clases de baile. Tengo recuerdos muy nítidos de toda esta época. De mis compañeros de entreno, de como se realizaban las clases, del espacio, de las sensaciones, sonidos y olores…Pero por lo cual realmente siento nostalgia es por mi Sensei.

Me acuerdo vagamente de su físico. Era moreno, mediana estatura, con bigotes, seguramente algo más joven que yo ahora. Pienso que se llamaba Bertrán o Beltrán, de Galicia, guardia civil pero no puedo asegurar nada, yo era muy joven. Se convirtió en un referente para mí. Representaba un ideal casi místico en ese momento. Un autentico samurái. Saludable, fuerte, severo, muy buen karateca pero al mismo tiempo amable, paciente, sonriente. Me acuerdo incluso del día en el cual nos anunció con tristeza que Sosai había fallecido. Son recuerdos fragmentados pero intensos.

Pocos años más tarde, ya 3er kyu, nos informo que se mudaba, que volvía a Galicia. Yo en ese entonces no entendí los motivos. Fue un momento desgarrador para mí y mis compañeros. Vino otro profesor pero duré pocos meses y abandoné el Do. Tiempos turbulentos se acercaban. Vida universitaria y primeros trabajos. Parece que al alejarme del Kyokushinkai mi vida se complica.

Seguirá…

Recuerdos2019-03-01T17:18:32+01:00

Qué es la sinergia?

Sinergia:

En el lenguaje corriente, el término tiene una connotación positiva, y es utilizado para señalar un resultado más favorable, cuando varios elementos de un sistema o de una «organización» actúan concertadamente. Se entiende que hay sinergia positiva cuando «el resultado es superior a la suma de los resultados de cada elemento o de cada parte actuando aisladamente», esto se resume de manera muy simple con el aforismo: «uno y uno hacen tres«.

Empiezo este proyecto por pasión. Pasión por el karate Kyokushinkai. Desde mi adolescencia este arte marcial siempre me ha acompañado de una manera u otra a lo largo de mi vida. No siempre activamente pero sí siempre presente, como un vino madurando. Después de un gran giro en mi vida, siento que ha llegado el momento de probar, de atreverse. Así que decido emprender esta aventura, esta web. Soy historiador, no programador. Estoy aprendiendo, asi que por favor disculpad mis torpezas informáticas.

¿Pero por qué, para qué? Porque creo que existe un vacío en el Kyokushin del Siglo XXI. Nos hemos quedado atrás, a la defensiva. Claro que podemos encontrar buenos blogs para leer las noticias más importantes. Claro que podemos ir a Youtube y ver los últimos vídeos de los campeonatos. Claro que podemos ir a Facebook e informarnos de los eventos por venir. Pero kyokushinlog.com nace no únicamente para englobar todas estas funciones y ser tu sitio de referencia sino, sobretodo, para crear sinergia. Infundir, por fin, buena onda en el mundo Kyokushinkai. Una página que sea de todos, para expresarnos, para compartir, discutir, aprender, sumar.

El enquistamiento y la confrontación debe diluirse y la sinergia debe establecerse naturalmente en el karate Kyokushin. No debemos creer o esperar que sean los presidentes o branch chief que lo solucionen en sus reuniones inter-federaciones. Aunque tengan toda la buena fe del mundo, es muy complicado. No, es el karateka común, el no profesional, el que vive el karate como su pasión y no como su profesión quien debe catalizar un proceso de entendimiento.

¿Cómo? Creando sinergias. Involucrándose mínimamente. Participando en eventos de otros dojos y de otras federaciones. Es así como uno enriquece su karate y ayuda a mejorar el de los demás.

Hay que salir de la zona de confort. Dejar de elegir parejas de entreno de nuestro propio dojo. Llevar un karategi en el maletero, en la maleta de viaje, aunque eso conlleve una pequeña riña con nuestra pareja.

Debemos volver a ser una familia unida. kyokushinlog.com intenta ser esa herramienta, un punto de encuentro para facilitar este proceso.

kyokushinlog.com está naciendo, y falta mucho camino aún para que el proyecto esté completo. Tengo muchas ideas y planes pero los más importantes deben ser los que surjan de las contribuciones de los visitantes, de vosotros: los que seguís el Do.

Estaré atento…

Qué es la sinergia?2019-02-19T17:06:26+01:00
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Ajustes Acepto